4 dic. 2013

Aguas de Noviembre

Callaron los murmullos...
Cesaron los lamentos a media luz... Se me apilaron las respuestas, las circunstancias, las probabilidades.... Decidí.... sobre los sentimientos, sobre las oleadas de confusión, bajo los destellos de las posibilidades. Callar... morderme la lengua y pensar...
Aposté a que no lo conseguría, a que no lo pasaría. Y traspapelado y rasguñado, las aguas de noviembre me lo dejaron... y como un primer amor que siempre vuelve reforzado, llamo a mi puerta. Pero descuida que ya pensé en ello, que ahora son más y más grandes las ilusiones. Que más decidido a reirme de la mala suerte estoy, que empiezo abriendome las muñecas y soltando los tobillos...
Que desato tu deseo y ato corta mi hambre...
Que empiezo sin querer terminar... Que cierro sin preguntar...
Que hablo sin escuchar...
Que muerdo sin mirar...
Pero como ya pensé, eres como el primer amor...
Que atas y desatas sin pedir permiso...
Qué siempre comienzas a medias... Que abres puertas que no sabía cerradas...
Que te cuelas en cada silencio...
Que muerdes las miradas....

No hay comentarios:

Publicar un comentario